sábado, 6 de enero de 2018

AVE DEL MES: Cuchara Europeo

Parece que se impone, al amparo de estudios comparativos de ADN mitocondrial, resucitar para el Cuchara Común y otras 9 especies afines, el género Spatula, que había sido propuesto ya por Friedrich Boie en 1822., si bien ha estado hasta hace poco relegado a la condición de subgénero dentro del género Anas.  

Es nuestro pato cuchara, denominado Northern shoveler en inglés y Canard souchet en Francés una especie monotípica, esto es, sin subespecies reconocidas, y que ocupa prácticamente toda la Región Holártica, faltando en las zonas árticas y siendo raro como nidificante en las zonas más sureñas de su área de distribución.




La población del Paleártico occidental inverna en la cuenca del mar Mediterráneo, mar Negro y norte de África.
Enlace al mapa de distribución -  UICN LISTA ROJA
Se cita como medidas de la especie  una longitud de 44 - 52 cm y envergadura de 73 - 82 cm. Su peso está en torno a los 600 gramos; para hacernos una idea comparativa podemos mencionar los 400 - 500 de la perdiz o la paloma torcaz.
Fácilmente identificable, al menos en nuestras latitudes, por su gran pico, con el que barre la superficie del agua para filtrarla reteniendo el plancton y pequeños invertebrados que constituyen gran parte de su alimentación. Se alimenta también del modo más “convencional” entre sus afines, colocándose cabeza abajo para recoger comida del fondo de las aguas someras, y buscando sustento en los herbazales y cultivos.


El mecanismo de filtración, existente en esta y otras especies de patos, se basa en un sistema de laminillas presentes en los bordes laterales del pico, tanto en la ranfoteca (estuche córneo de la mandíbula superior) como en la gnatoteca (el correspondiente a la mandíbula inferior), y un engrosamiento de la parte delantera de la lengua que actúa como pistón y válvula a la vez. El proceso es el siguiente: con el pico entreabierto, el pato adelanta la lengua de forma que el engrosamiento se separa de la ranfoteca, permitiendo la entrada de agua por la parte delantera del pico; seguidamente se retrae la lengua, presionando su engrosamiento contra la ranfoteca, impulsando el agua a través de las laminillas laterales, quedando las partículas alimenticias retenidas en el interior del pico. En el ánade azulón se ha comprobado que el ciclo de avance y retroceso de la lengua sucede en ciclos de 60-70 milisegundos.


El pato cuchara es en España una especie de nidificación escasa y dispersa, probablemente no muy superior a los dos centenares de parejas. Mucho más fácil es verla en invernada, con un contingente de posiblemente unas 60.000 parejas, dependiendo de las condiciones climáticas.
Durante la parada nupcial, los machos se congregan y nadan en grupo alrededor de las hembras en espera de resultar elegidos. Aproximadamente en el mes de abril, la hembra deposita entre 9 y 11 huevos cremosos o pardo-oliváceos, en un nido consistente en una depresión del suelo revestida de hierbas y plumón. Tras 22-24 días de incubación, eclosionan los huevos de forma simultánea. Los polluelos son nidífugos, y echan a volar hacia los 40 o 45 días de vida.



En España, la evolución positiva de su población nidificante sugiere que no parecen existir factores de amenaza críticos. No obstante, la elevada sobreexplotación de algunos acuíferos y la contaminación con plaguicidas y fertilizantes debido a la intensificación agrícola en ciertas regiones españolas (La Mancha, Andalucía, etc.) pueden comprometer algunos humedales favorables para su reproducción. Por contra, se ha visto sin duda favorecido por la implementación de infraestructuras de depuración de aguas residuales.
Se cita el plumbismo  por ingestión de perdigones como causa de mortalidad en España y en la Camargue.
La Lista Roja de la Unión Internacional para la Conservación de la Naturaleza (UICN) le atribuye la categoría de “least concern” (preocupación menor), debido a su amplísimo rango geográfico y a su elevada población mundial (estimada en 6,5 -7 millones de individuos, datos de 2015), reconociéndole, no obstante una tendencia poblacional decreciente. La misma fuente estima la población europea en 170.000 – 233.000 parejas.

Es una especie cazable en Castilla y León (ORDEN FYM/528/2017, de 27 de junio, por la que se aprueba la Orden Anual de Caza).

martes, 5 de diciembre de 2017

AVE DEL MES: GANGA ORTEGA

Ha sido la familia Pteroclididae, o Pteroclidae, incluida antaño de forma 
errática en los órdenes de los Columbiformes, los Galliformes o los 
Charadriformes, y actualmente separada en uno propio, es decir, en el de los 
Pteroclidiformes.

La familia, que incluye 16 especies de los géneros Pterocles y Syrrhaptes, 
está representada en nuestro país por dos especies: la ganga ibérica -
Pterocles  alchata (Linnaeus, 1966)-, algo más pequeña, de vientre blanco 
y rectrices externas llamativamente elongadas y puntiagudas, y la ortega, 
Pterocles orientalis, la protagonista de nuestra crónica de este mes.

Es la ortega un ave del tamaño aproximado de una paloma, 
34-36 cm de longitud y unos 65-70 cm. de envergadura, 
conocida en inglés como Blak-bellied Sandgrouse, y en francés como 
ganga unibande, propia, como todos los representantes de su familia, 
de medios esteparios o semidesérticos, si bien tolera áreas
 más vegetadas que la ganga ibérica.

Ocupante de páramos, estepas y cultivos de secano, 
podemos verla con relativa facilidad cuando acude en pequeños 
grupos a los bebederos, dos o tres horas después del amanecer, y una o 
dos antes del anochecer.


Están descritas dos subespecies: la nominal, P. o. orientalis (Linnaeus, 1758), 
que se extiende por la Península Ibérica, Fuerteventura (escasa en Lanzarote),
 norte de África y Asia occidental hasta el oeste de Irán, 
y P. o. arenarius (Pallas, 1775), más migratoria y que habita en Asia Central.


Se distingue la hembra por presentar un diseño formado por marcas más
 pequeñas, densas y definidas, sobre fondo ocráceo, y que se extiende
 por el cuello, cabeza y parte superior del pecho, siendo estas partes en 
el macho grises, con mancha rojiza y negra en la garganta. Ambos sexos
 presentan una banda negra en el pecho. Las alas blanquinegras por debajo y
 el vientre negro ayudan a identificar la especie en vuelo. Las patas son grises, 
 con plumas blancas en la parte anterior del tarso.

Los jóvenes tienen un diseño más pálido y menos contrastado que los
 adultos de su sexo.

En 2005, la población española se estimó en unas 8.500-13.500 individuos 
reproductores, con la siguiente distribución por regiones: 
1.000-3.500 en Fuerteventura, 2.000-2.500 en Aragón, 1.000-2.000 en Extremadura, 1.000-
1.500 en Castilla-La Mancha, 1.400-1.900 en Castilla y León, 800-1.000 en Andalucía,
 y 700-1.000 repartidas por Navarra, Murcia, La Rioja, Madrid, Valencia y Lérida.
 Habitan en Portugal apenas unos cientos.

Es casi exclusivamente granívora, aunque se sabe que consume a veces hojas de 
leguminosas.

La puesta consta de dos o tres huevos, muy crípticos, de color ocre verdoso
 y moteados de pardo oscuro; se realiza en una simple depresión del suelo 
y es incubada por ambos sexos. La puesta se realiza mayoritariamente en 
abril en Canarias y en junio en la Península, pudiendo producirse puestas de 
reposición hasta agosto. La incubación dura unos 25 días, realizada por el
 macho durante la noche y parte de la mañana y por la hembra el resto del tiempo.
 Los pollos son nidífugos y se desenvuelven para buscar su propio alimento, pero
 no acuden a las aguadas, siendo abastecidos de agua por los adultos, 
predominantemente por el macho, que la transportan empapada en las plumas 
del pecho; es ésta una característica típica de las diversas especies de la familia, 
pudiendo algunas de ellas transportar durante gran cantidad de kilómetros
 una cantidad sorprendente de líquido a través de una atmósfera calurosa y reseca.





Los pollos ya revolotean con tres o cuatro semanas, aunque no vuelan del todo
 hasta que no alcanzan el tamaño adulto, a los dos meses de edad.


A nivel global está catalogada por la UICN como “least concern” 
(preocupación menor), presentando al parecer un continuado declive 
poblacional, aunque insuficiente por el momento para pasar a la categoría de 
“vulnerable”. Para contextualizar el significado de estos términos, incorporamos
 el cuadro explicativo de las categorías utilizadas en la Lista Roja,
 extraído de la página oficial The IUCN Red List of Threatened Species:





En el Catálogo Español de Especies Amenazadas se encuentran incluidas
 tanto la ortega como la ganga ibérica, ambas con la categoría de “vulnerable”. 
Aclaramos aquí la existencia en nuestro país, con rango de Real Decreto, del 
“Listado de Especies en Régimen de Protección Especial”, en cuyo seno se
 encuentra, como un plus de protección, el “Catálogo Español de Especies 
Amenazadas”, constituido este último por las categorías de “vulnerable” y, la
 más severa, “en peligro de extinción”.

La principal amenaza de la ganga ortega es la intensificación de la agricultura,
 así como la disminución de sus hábitats por las forestaciones,
 regadíos y puesta en cultivo de pastizales.



miércoles, 8 de noviembre de 2017

PARTICIPACIÓN EN CENSOS NACIONALES

En nuestro afán de seguir conservando y conociendo el mundo de las aves, el Grupo Local SEO-Salamanca, colaborará en los próximos meses invernales en la elaboración de dos censos nacionales.

El primero de ellos, se centra en contabilizar la población invernante de Grulla común (Grus grus) en ciertos dormideros de la provincia salmantina. Para ello, y tal como por parte del coordinador nacional (Grus Extremadura) nos han sido indicadas, las fechas de censo son las siguientes: 15 de Diciembre y 19 de Enero.   Además de estas jornadas de censo, completaremos la colaboración en el mismo, con diversas jornadas de observación y lectura de anillas de estas bella y gregaria especie.



El segundo censo se basa en el conteo de individuos de Aguilucho lagunero (Circus aeruginosus) en dormideros. Un proyecto que está coordinado por el Colectivo Ornitológico Cigüeña Negra (COCN) y en el que también participaremos. Las fechas definitivas de censo son del 11 al 22 de Diciembre y del 8 al 21 de Enero. 






Os invitamos a colaborar en dichas actividades, puesto que además de disfrutar de concentraciones notables de ambas especies así como de imágenes muy bellas ( los atardeceres y amaneceres observando estas especies suelen ser muy impactantes), podremos conocer una serie de aspectos importantes para la conservación de estas especies a nivel provincial y nacional y de los hábitats que utilizan para desempeñar una parte de su ciclo vital.


Por tanto, todo aquel que quiera colaborar en alguno de los censos, puede contactar a través del correo electrónico (seosalamanca@gmail.com) mandánonos rellenado el siguiente formulario (Pincha aquí), e iremos mandando información individual a cada participante. (El rellenar este documento es de carácter obligatorio para poder realizar un seguro de la actividad y también para mejorar la organización de cada jornada de censo)

¡¡ Esperamos vuestra participación!!




martes, 7 de noviembre de 2017

AVE DEL MES: AVEFRÍA EUROPEA

Pertenece la avefría, como los chorlitos y chorlitejos, a la familia Charadriidae, y es conocida en inglés como “northern lapwing”.

A partir de noviembre, o antes si el el frío en Centroeuropa es riguroso, se hace visible por tierras ibéricas la presencia de importantes contingentes invernantes, moviéndose en bandadas por todo tipo de terrenos abiertos, dehesas, marismas, campos de cultivo y herbazales. La población reproductora  de la Península se estima en unas 1.000 o 1.500 parejas, que circunscriben su actividad nidificante al entorno de zonas húmedas.



El área de distribución reproductora de la avefría se extiende por toda Europa excepto Islandia y el Ártico, y por parte de Asia, alcanzando Mongolia y el norte de China. En invernada llega al norte de África, Oriente Medio, norte de la India, sureste de China y sur de Japón.    

Se le reconoce una longitud de 28 a 33 cm; 67-72 cm de envergadura alar y peso de 150 a 300 gramos.
En plumaje nupcial se diferencia el macho, además de por la mayor longitud del penacho de la cabeza, por tener la garganta negra, mientras que en la hembra está entreverada de plumas negras y blancas. En plumaje invernal ambos sexos tienen la garganta blanca, además de tener las partes superiores de colores más apagados y con los bordes de las plumas de color ocráceo.
Los jóvenes tienen la cresta más corta, carecen de marcas faciales y muestran la banda pectoral más estrecha y parda.



En vuelo son fácilmente identificables por el contraste entre las partes oscuras y blancas, y por las alas grandes y de extremo ancho y redondeado, de batir lento.

Su dieta se basa en invertebrados terrestres, como lombrices, insectos o caracoles, que complementa con pequeños vertebrados, como ranas o pececillos y a veces incluye semillas y hierbas. En algunos lugares se ha cuantificado en un 15% la proporción de ingredientes vegetales en su dieta.

Construyen el nido en el suelo, en una depresión que tapizan con materia vegetal. Al parecer el macho excava varios lugares, y la hembra, tras elegir el adecuado, se encarga de tapizarlo. Se ha documentado la existencia de poliginia, apareándose algunos machos con dos o incluso tres hembras. La nidificación es semicolonial, probablemente más por la escasez de lugares adecuados que por verdadero gregarismo.  La puesta habitual es de cuatro huevos, no siendo raras las de tres o cinco; de color crema o verdoso profusamente moteados, y piriformes. Son incubados por los dos padres durante 26 a 28 días. Durante este periodo, las avefrías defienden la puesta de manera activa y agresiva, incluso contra el ganado. Pueden realizar hasta tres o cuatro puestas de sustitución, hecho éste que era antaño ampliamente conocido y propiciaba la recogida y aprovechamiento de sus huevos. Los pollos son nidífugos, abandonado el nido apenas se les seca el plumón. Vuelan a las 5 semanas.


La Unión Internacional para la Conservación de la Naturaleza (UICN) constata una tendencia poblacional decreciente por lo que la incluye desde 2015 en la categoría “casi amenazada”. Entre sus amenazas figuran la intensificación agrícola, el drenaje de zonas húmedas, la quema de junqueras y carrizales y la introducción de depredadores exóticos. La contaminación por hidrocarburos parece ser un problema importante en algunas zonas de Oriente Medio. La UICN recoge estimaciones de población mundial de 5.600.000 – 10.500.000 individuos, y para Europa de  unas 1.590.000 – 2.580.000 parejas reproductoras.

En España es  especie cinegética, estando a día de hoy permitida su caza en algunas comunidades autoónomas, entre ellas Castilla y León.

Autor crónica y dibujos: J.V. Sánchez

viernes, 27 de octubre de 2017

RESULTADOS XIV CONGRESO DEL GIA

Los pasados días 20, 21 y 22 de Octubre, celebramos el XIV Congreso del Grupo Ibérico de Aguiluchos en el Albergue Municipal Lazarillo de Tormes, un evento al que asistieron diversas organizaciones conservacionistas y expertos dedicados a la protección y defensa de los aguiluchos ibéricos, los hábitats esteparios y por tanto también del resto de especies que comparten ecosistema con estas rapaces.




Se realizaron un total de 15 ponencias, presentando informes sobre los diferentes proyectos relacionados con la conservación de los aguiluchos y sus hábitats. Además tuvieron lugar ponencias relacionadas con las estrategias de comunicación y divulgación social, las técnicas de captura y marcaje, estudios de mortalidad en parque eólicos, invernada del Aguilucho Cenizo en África, o estudios epidemiológicos en centros de recuperación. También se desarrollaron varias mesas de trabajo acerca de aspectos muy concretos, como la Custodia del Territorio, Metodología o Hacking.

Ponencia sobre la Invernada del Aguilucho Cenizo en África. 




Finalmente, mediante la aprobación de unos estatutos, se constituyó oficialmente el Grupo Ibérico de Aguiluchos, que registraremos en el registro de asociaciones en próximos días. Gracias a este avance, el GIA constituye una herramienta muy importante en la conservación de estas especies en nuestro terrritorio.




Además, una de las organizaciones que asistieron al evento y que contribuyeron con la realización de dos ponencias, el Colectivo Ornitológico Cigüeña Negra (COCN) anunció la posibilidad de colaborar en el próximo censo nacional de Aguilucho Lagunero invernante, en el que participaremos. Próximamente podréis contar con más información en este espacio y en nuestra página de facebook.




Por último, agradecer a todos los congresistas y ponentes su asistencia y colaboración en el pasado congreso, y también a todos los voluntarios del Grupo Local SEO-Salamanca y la Asociación Salamanca Natural, que han trabajado intensamente durante más de un año para organizar éste. También queremos agradecer la colaboración al Ayuntamiento de Salamanca, al personal del albergue municipal Lazarillo de Tormes, a la imprenta La Gótica, a la Diputación de Segovia por cedernos su exposición, a SEO/Birdlife y a la Junta de CyL. 
No podemos olvidar mostrar tampoco nuestro más sincero agradecimiento a Nacho Sevilla, por implicarse en la imagen del cartel de esta edición.